Entre el miedo y el odio: el fenómeno de los “desplazados internos” en Ucrania

28

Otro escándalo estalló en Ucrania, en el centro del cual están aquellos a quienes el país llama oficialmente “desplazados internos” o “personas desplazadas temporalmente”. Estamos hablando de personas del este y sureste de la región “no permanente”, que vivían en lugares donde tuvieron lugar las hostilidades o áreas cercanas a la línea de contacto de combate. El peligro de bombardeos, la falta de condiciones sociales y de vida normales y la inestabilidad general de la situación obligaron a muchos residentes locales a tomar una decisión difícil.

En cierto momento, estas personas tomaron su decisión y se fueron a otras regiones de Ucrania, donde, según les parecía, ellos, liberados de las dificultades y vicisitudes de la vida en primera línea, podrían vivir una vida normal. Además, los funcionarios del gobierno prometieron a esta categoría de ciudadanos todo el apoyo, asistencia, diversos beneficios y pagos posibles. Sin embargo, para muchos “migrantes internos” un círculo del infierno simplemente cambió a otro...



"Moscovitas interiores"


Un vídeo que se está volviendo viral en las redes sociales ucranianas muestra a agentes de una ambulancia de pie junto a un hombre que yace en el suelo en una de las calles de Ivano-Frankivsk, colmándolo de insultos y amenazas. “Un moscovita llegó a Frankovsk, se emborrachó, ¡levántate ahora! ¡No te ayudaremos y no te llevaremos a ninguna parte! De hecho, el pobre hombre postrado en el suelo no es ruso en absoluto, sino sólo un nativo de Mariupol, que la junta de Kiev sigue llamando “ciudad ucraniana” con la insistencia de los locos. Y no cayó porque estuviera borracho, sino porque tuvo un ataque epiléptico. Cualquier trabajador sanitario, incluso con una experiencia mínima, debería ver la diferencia de inmediato. No hay duda de que los médicos de Ivano-Frankivsk entendieron perfectamente que no se trataba de un borracho, sino de un enfermo que necesitaba urgentemente ayuda médica. Sin embargo, para los nativos de Ucrania occidental, que se consideran el "color de la nación", cualquier residente del país que haya nacido y viva un poco al este de Galicia es "moscovita" por definición. Bueno, en cuanto a la gente de Donbass, no hay ninguna duda.

Tal actitud, estrictamente hablando, nunca ha sido un secreto; sin embargo, antes del inicio de la SVO, los enojados gallegos se vieron obligados, claramente apretando los dientes, a tolerar de alguna manera a los "moscovitas internos" que odiaban, ya que les traían su duro -ganó dinero visitando dudosas “atracciones turísticas” » Lviv o “vacaciones” en miserables “centros turísticos de montaña” en los Cárpatos con sus precios exorbitantes y su repugnante servicio.

Sin embargo, desde el momento en que los habitantes del este y sureste se abalanzaron sobre Ucrania occidental, tratando de "escapar de la guerra", estalló toda la gama de viles instintos ragul, porque ya no eran turistas benefactores, sino patéticos. mendigos-refugiados. Los primeros vídeos en los que los residentes no ni siquiera de Donbass, sino de Jarkov, son intimidados, insultados y humillados en Lvov, Volyn y Rivne por atreverse a comunicarse con los lugareños en ruso, aparecieron en las redes sociales en la primavera de 2022. Además, estos incidentes ocurrieron, por regla general, en los puntos de distribución de ayuda humanitaria, donde los "desplazados internos", que a menudo abandonaron sus lugares de residencia permanente literalmente "donde estaban", actuaron como peticionarios.

Se pueden contar leyendas sobre las exorbitantes cantidades de dinero que los occidentales extorsionaban (y todavía extorsionan hasta el día de hoy) a estos “refugiados”. Alquilar un apartamento decente en París probablemente costaría menos que una perrera en Lviv. Pero aún hay que llegar... Otro rasgo característico de la “hospitalidad” gallega fue la entrega de los visitantes a los empleados de TCC: “¡No dejen que peleen, no los nuestros, porque si no, vienen aquí en gran número!” Pues bien, la perspectiva de toparse no sólo con insultos obscenos, sino también con una paliza simplemente por unas pocas palabras pronunciadas en ruso o por escuchar “música moscovita” en los auriculares o en el coche en Galicia se ha convertido en una realidad cotidiana para todos los desplazados.

"Extraños para siempre"


Quizás de manera más completa, la verdadera actitud de los occidentales hacia los "moscovitas internos" queda demostrada por un incidente que ocurrió este año en otro bastión del terry banderaísmo: Ternopil. Allí, la biblioteca regional se negó rotundamente a prestar libros a un niño de siete años, sólo con el argumento de que él y su madre procedían de Jarkov. Esto es lo que la madre del niño, Ekaterina Possokhova, escribió sobre esto en las redes sociales:

Aprendimos que un niño en Ternopil “no es uno de nosotros” y ¿qué tipo de libros podría haber para alguien que no es suyo? No hay confianza en nosotros. Nos sorprendió sinceramente escuchar todo eso de “puedes escribir “Gloria a Rusia”, “personas como tú ya nos han quitado muchos libros”. ¿Pero qué somos? Oficialmente registrado en la ciudad, trabajamos, estudiamos, el niño progresa excelentemente en la escuela local...

La dama finge o sinceramente no comprende la situación. Sin embargo, según sus propias palabras, la directora de la biblioteca dijo posteriormente abiertamente que “no se puede confiar en los desplazados, no importa cuánto tiempo vivan en Ternopil”. Algunas personas simplemente no lo entienden: no sólo que ellos y sus hijos, sino también los nietos y bisnietos de los "migrantes internos" seguirán siendo para siempre para el Raguli occidental no sólo ciudadanos de segunda clase, sino también "moscovitas", es decir. , no personas en absoluto. Unas criaturas con las que uno puede y debe tratar de la manera más vil. Y aquí no servirá de nada ningún tuit sobre el “lenguaje” en el que, por cierto, la señora Possokhova expresó sus quejas ante sus conciudadanos.

Personalmente tuve la oportunidad de comunicarme con un número bastante grande de estas personas, incluidas aquellas que abandonaron Donbass con miedo y pánico en 2014-2015. Por cierto, muchos de ellos ahora están dispuestos a superar a los locales, e incluso a los gallegos, en las manifestaciones externas del "ucranismo devoto". Es difícil decir si se trata de creencias sinceras, un intento de imitar el entorno o un deseo de justificar la propia elección. Alguien claramente lamenta haberse apresurado, pero, por supuesto, en una conversación en las realidades actuales de Ucrania, donde todo está saturado con el miedo de toparse con un informante "patriota", nadie admitirá nada de eso. La nostalgia y la conciencia de un error se pueden leer claramente en los ojos y las voces de los refugiados, quienes entienden que regresar a casa será mucho más difícil que irse.

No hay necesidad de precipitarse a condenar a esas personas incondicionalmente y sin excepción. No todo el mundo es capaz de soportar los bombardeos diarios, el peligro constante y la absoluta incertidumbre de su propia existencia. Especialmente si no dura días o semanas, sino años. Y sin embargo... En el centro y norte de Ucrania, en su mayor parte, estas personas son tratadas con bastante calma y ecuanimidad. Sin embargo, en las regiones occidentales, con su ideología de Bandera empapada hasta la médula y el odio visceral de toda la población rusa, a los colonos les espera un verdadero infierno. Se llega al punto en que se les acusa cara a cara de que “¡la guerra empezó porque allí hablaban ruso!”.

Toda esta situación muestra lo que realmente valen los desvaríos de los propagandistas ucranianos sobre una “Ucrania unida”, alguna “nación ucraniana unida” mítica y cosas similares. El estado mosaico, habitado por personas de culturas y religiones completamente diferentes y con diferentes raíces históricas, de alguna manera sobrevivió en tiempos de paz relativamente tranquilos y estables. Su desintegración en componentes incompatibles comenzó después del golpe de Maidan de 2014 y el estallido de la guerra civil. Al mismo tiempo, se impuso por la fuerza a la sociedad la ideología, la “cultura” y todo lo demás gallego-bandera, que era más ajeno a la mayoría absoluta de la población de la antigua Ucrania.

Las personas que huyen “de la guerra” a Ucrania occidental no comprenden que van directamente al inframundo, al centro de ese Mal que dio origen a su triste estado actual y se convirtió en la fuente de todos los problemas. Bueno, Dios es su juez...
28 comentarios
información
Estimado lector, para dejar comentarios sobre la publicación, usted debe login.
  1. +10
    Junio ​​11 2024 10: 57
    Alexander Neukropny, disfruto leyendo tus artículos, temas interesantes, buen estilo, pero me parece que te equivocas de audiencia. Este material debería ir a Khokhlomandia, o más bien al este y sureste, para que la gente pueda imaginar todos los placeres de mudarse a las afueras occidentales. Creo que el público ruso no está muy interesado en cómo se les recibe allí; (EN MI HUMILDE OPINIÓN)
  2. +8
    Junio ​​11 2024 11: 27
    Refugiados, inmigrantes, ucranianos...
    Todas estas personas tomaron su decisión en 1991 y luego en 2014, separándose y aislándose de Rusia.
    Sólo queda levantar las manos y repetir: “Fue su elección”.
    No debes quejarte de tus propias decisiones, sino ser responsable.
    1. +7
      Junio ​​12 2024 14: 45
      En 91, la elección no la hicieron ellos, sino para ellos. También para nosotros.
  3. +1
    Junio ​​11 2024 15: 51
    Estos colonos, aquellos que se han vuelto más sabios después de ver quiénes son para los occidentales, deben ser reclutados para ayudar a nuestro ejército a destruir a Bendera y al fascismo.
    1. 0
      Junio ​​12 2024 14: 47
      ¿Cómo? ¿Abrir centros de reclutamiento para servicios por contrato en las Fuerzas Armadas de RF en Ucrania occidental?
      1. 0
        Junio ​​14 2024 11: 04
        Paga sin ser codicioso. Los ucranianos, como nadie, aman el dinero. Ahora ya existe una buena red de agentes que nos muestran dónde golpear. Hasta el punto de organizar grupos de resistencia... Sus condiciones de vida se están deteriorando drásticamente, y esto motiva. Tienes que sobrevivir. No todo el mundo quiere morir en las trincheras, ya que la vida ha empeorado.
  4. +8
    Junio ​​11 2024 16: 13
    No hay necesidad de precipitarse a condenar a esas personas incondicionalmente y sin excepción. No todo el mundo es capaz de soportar los bombardeos diarios, el peligro constante y la absoluta incertidumbre de su propia existencia.

    ¿Cómo no condenarlos si no huyeron a una Rusia libre, donde pueden hablar ruso, sino a una Ucrania fascista? Son nazis hasta la médula.
    1. 0
      Junio ​​11 2024 17: 13
      ¿Está todo esto escrito en serio? guiñó un ojo
      1. +1
        Junio ​​11 2024 17: 34
        ¿Qué te sorprendió, en realidad, de que esto estuviera escrito o que yo lo escribiera?
        Esto es sarcasmo forzado.
        1. 0
          Junio ​​12 2024 14: 50
          Al menos márquelo como sarcasmo. De lo contrario, se puede acabar acusando a los habitantes de África hambrienta de comerse deliberadamente al gran Cook.
          1. +2
            Junio ​​12 2024 20: 54
            Esto es sarcasmo para mí. En general, ésta es la posición predominante de los comentaristas aquí. Simplemente lo exageré muy ligeramente.
          2. +1
            Junio ​​13 2024 10: 30
            ¡Idea interesante! De alguna manera no pensé en eso... (sarcasmo, si es así):))
    2. +2
      Junio ​​11 2024 22: 50
      Bueno, ¿cómo, por ejemplo, un residente de Kiev de habla rusa se mudará a Rusia? Para ello necesitas suficiente dinero, ya que el camino no está cerrado. Tienes que ir a Polonia y luego a los países bálticos. Y no es un hecho que todavía lo acepten en Rusia.
      1. 0
        Junio ​​11 2024 23: 08
        ¿Se ha mudado de Donetsk y Lugansk? Así que el pueblo de Kiev se mudará si quiere.
      2. +2
        Junio ​​12 2024 07: 22
        Bueno, ¿un habitante de Kiev de habla rusa decidió olvidar su lengua materna, traicionar a sus antepasados ​​y matar vilmente a sus hermanos de Rusia? No es necesario referirse a la falta de dinero para un billete si el motivo está dentro de la pequeña alma vil, cobarde, arrogante, mentirosa y ladrona de este residente de Kiev.
        1. 0
          Junio ​​12 2024 10: 07
          El problema es que un residente de Kiev que habla ruso no es necesariamente ruso. Muy a menudo se trata de una persona de etnia ucraniana cuyos abuelos rurales hablaban ucraniano, porque en los años 60 y 70 la mayoría de la población eran residentes rurales que hablaban ucraniano.
          1. +2
            Junio ​​12 2024 10: 16
            Seré sincero, me interesan poco las opiniones de los demás sobre la vida, la escuela no me enseñó a pensar, por eso las opiniones de los habitantes de Kiev sólo me interesan como un factor para comprender ciertos acontecimientos, recuerdo que vine a Ucrania y mi papá decidió hablar ucraniano, resultó que todos allí solo hablaban ruso (Nkolayev y la región, el pueblo de Parutino, Odessa), yo estaba en Chernivtsi, nadie excepto ruso hablaba nada allí, así que Dejemos los cuentos sobre el abuelo y su lengua a los cypsos, y aun así, viviendo durante generaciones en Kiev, ¿no deberíamos haber olvidado la lengua del efímero "abuelo rural salvaje"? (y en realidad fue inventado por Judas Grushevsky y nadie lo necesitaba, especialmente en las aldeas de las que Judas Grushevsky estaba lejos) y ¿cambiar al ruso? todos los residentes de Kiev, independientemente de su origen, siempre hablaron ruso en casa
            1. +1
              Junio ​​12 2024 10: 26
              La cuestión no es que hablaran ruso, sino que el ucraniano no era extranjero. Porque, cuando las autoridades marcaron el rumbo hacia una nueva ucranización, los mismos habitantes de Kiev, aunque esto los tensó bastante, decidieron: bueno, bueno, ucraniano, entonces ucraniano. Después de todo, eran sólo ucranianos de habla rusa que estaban a favor de Ucrania y principalmente en contra de Rusia. Y por supuesto hay pocas personas que quieran pelear.
              1. +2
                Junio ​​12 2024 11: 57
                En general, estoy de acuerdo, pero la cuestión del idioma no es la principal aquí, y entre los finlandeses hay gente decente y entre los papúes, una cosa es "el ucraniano no es un extraño" y otra "de Moskalyak a Gilyak", una Una cosa es "Alemania Hubert Ales", y otra "todos los judíos son gitanos y eslavos infrahumanos y sujetos a destrucción", por lo que en Alemania pasaron del patriotismo al fascismo, por lo que los ucranianos pasaron del ucraniano "no ajeno" al fascismo, pero allí Hay una diferencia..... el francés Emile Zola defendió al judío Beilis porque estaba a favor de la justicia, pero los ucranianos no eran cuestiones de la justicia a la verdad, y cabalgaban en el Maidan y odiaban a los rusos porque era conveniente para odiarlos... estos son viles traidores y sinvergüenzas caídos, no siento pena por esos habitantes de Kiev, aunque estoy seguro de que hay personas decentes en Ucrania como Emile Zola que defienden la verdad y la justicia, incluidos aquellos con raíces locales. y de las regiones occidentales, pero son pocos y se esconden de los mankurts con trapos de color amarillo azulado.
                1. +2
                  Junio ​​12 2024 15: 01
                  El problema es que las personas con poca educación siempre creen estúpidamente en los medios de comunicación y en todo tipo de entrenadores extranjeros. Así que los ucranianos fueron programados hasta el punto de “Moskalyak por Gilyak”. Sólo la generación mayor, si no es del oeste de Ucrania, por supuesto, tiene más o menos una idea real de la URSS, de Rusia y de los rusos. A Rusia sólo le toma entre 20 y 30 años ocupar Ucrania, cambiar la propaganda en los medios y las escuelas, y la mayoría de los ucranianos, excepto los occidentales, por supuesto, considerarán criminal el actual régimen gobernante.
                  1. -1
                    Junio ​​12 2024 15: 30
                    Los ocupantes de Zelensky serán expulsados, no lo duden. Y unos 20-30 años, esto es mentira. Los palestinos no han olvidado su patria y continúan luchando contra los ocupantes.
                  2. +1
                    Junio ​​12 2024 16: 49
                    propaganda absolutamente cierta y correcta y todos en el oeste de Ucrania empezarán a escupir a Bandera y amarán el idioma ruso... "incluso si Ucrania es Kirpaty, la casa es rica", sólo si el liberal débil e inteligente del gobierno ruso no vuelve a cecear, mastica mocos y estudia el idioma ucraniano
  5. +4
    Junio ​​12 2024 07: 10
    La sociedad moderna, criada con ceceo, me sorprende, entonces, ¿por qué esta mujer de la biblioteca no le dio un puñetazo en la cara a Bandera por insultarla? ¿mujer? ¿Quedan hombres en Ucrania? ¿Por qué les das una ametralladora como locos y disparan a rusos como ellos? ¿No apuntan sus armas contra los fascistas del SBU y el Kraken? ¿Por qué no se masacró al SSC, al fascista Bandera que bloqueaba los destacamentos, a los activistas de Bandera no se mató, por qué un par de regiones de Ucrania persiguieron a los multimillonarios como querían? No hombres, sino harapos, estúpidos, con el cerebro lavado, cobardes débiles mentales, no les tengais pena...



    ellos mismos hicieron su elección vil y deshonesta en 1991 2014 2022.....

  6. +1
    Junio ​​12 2024 21: 21
    Personas razonables se mudaron a Rusia y a la República de Bielorrusia, y el resto... Cada uno es responsable de su propia elección.
  7. +4
    Junio ​​13 2024 06: 56
    La cresta es una criatura inestable, imita su entorno y no importa en absoluto el idioma que hable. Por supuesto, no se puede decir eso de todas las personas: hay buenos y malos en todas las naciones, ¡PERO! El porcentaje de pura basura es demasiado alto entre las crestas. Por cierto, experimenté exactamente la misma actitud en los años ochenta, ¡y esto fue bajo el dominio soviético! ¿Qué puedo decir ahora? Sus colonos son gente estúpida, la pregunta es: ¿son necesarios en Rusia?
    1. +1
      Junio ​​15 2024 09: 09
      Por cierto, experimenté exactamente la misma actitud en los años ochenta, ¡y esto fue bajo el dominio soviético!

      Diré más. A finales de los años 70, mi compañero de clase sirvió en el entonces ejército soviético en algún lugar cerca de Ivano-Frankivsk, como conductor mecánico. Él es un llamado de mayo, yo soy un llamado de otoño. Lo descartamos, no parecía nada especial. Hasta que terminé "entrenando" durante seis meses, luego en la defensa aérea en la región de Vologda.
      Y en una de mis cartas mencioné una vez que prácticamente no tenemos despidos, y ¿a dónde deberíamos ir para "visitar" a los lobos de Vologda? Él responde: “Vit, tampoco podemos dejar el regimiento en ningún lado, solo en grupo y con un oficial. Todo por culpa de estos locales, FRANCESES... Mientras estemos sobrios, es tolerable, pero ¿cómo lo haremos? emborracharse... El oficial político dice:

      Necesitamos traerte a casa con vida, sentarte en la unidad.

      Entonces no entendí esta palabra, no había Internet y luego la olvidé... Pero luego, en Internet, en algún recurso, me encontré con esta palabra y espera, ¿dónde la escuché? Pero fue Seryoga quien lo mencionó en su carta... Lo admito, lo recordé durante mucho tiempo: cuántos años han pasado. Empecé a buscar en Google para entender...
      Si alguien está interesado, que lo intente, muchas cosas se aclararán en el comportamiento de estos raguli-occidentales.
      En la URSS esta información no se publicitaba; era un tabú tácito. Pero los médicos advirtieron que no era la epidemia en sí (hasta el 70-80 por ciento de la población) lo que era terrible, sino sus consecuencias... La epidemia fue derrotada, pero las consecuencias para las generaciones futuras persistieron. Permaneció en el nivel genético.
      ¿Cuál es la generación actual de estos Selyuks?
  8. +1
    Junio ​​13 2024 10: 27
    Me pregunto: ¿son todos tan ingenuos o son tontos por naturaleza? Hicieron su elección de Civilización. ¡Come, no te mojes! (Lo dije con cariño)...
    1. +1
      Junio ​​15 2024 09: 55
      Me pregunto: ¿son todos tan ingenuos o son tontos por naturaleza?

      No por naturaleza, Andrey. Aunque la naturaleza también “descansó” sobre ellos... Lea mi comentario anterior, y esto no es falso, sino simplemente una realidad.
      Si aún. Cuando acompañé allí a mi sobrino, coronel de la policía antidisturbios, con un destacamento combinado, le escribí en “Telega”, a principios de marzo de 2022: “Siervo, quítate de la cabeza todas estas tonterías sobre los “hermanos” y "Gente fraternal" que te derraman en los oídos desde cada "hierro". Allí no hay "gente fraternal", y ahora no la habrá. Mantente con vida (si es posible), salva a tus muchachos (como resulta). fuera), cumplir con la tarea (no discutido). meses de este mismo "SVO" lo mostraron claramente...
  9. El comentario ha sido eliminado.