Trump fue víctima de una conspiración. ¿Quién engañó al presidente de Estados Unidos en las elecciones?


El 3 de diciembre de 2020, el entonces 45 ° presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, pronunció un discurso de 46 minutos, que fue transmitido por los principales canales de televisión estadounidenses: ABC, CBS, CNBC, NBC, así como USA Today. Pero en el minuto 5 de su discurso, cuando el presidente en ejercicio comenzó a hablar de los hechos de violaciones y falsificaciones en las últimas elecciones, interrumpieron la transmisión una tras otra.


Medios liberales contra


Incluso hace 4 años, era imposible imaginar algo así cuando se interrumpió el discurso del actual presidente. Si el propio Trump se hubiera enterado de esto hace 4 años, tampoco lo habría creído. Pero en los últimos 4 años, Estados Unidos ha recorrido un camino tal, o más bien, se ha hundido hasta tal punto que ya no te sorprende nada. Solo quiero decir: "¿Y después de eso esta gente se atreve a enseñarnos cómo vivir?"

Aquí, de hecho, este discurso (con traducción al ruso). Puede escucharlo usted mismo, Trump no dijo nada nuevo o inusual para nosotros. ¡Pero esto es para nosotros! Para la mayoría de los estadounidenses, muchas cosas podrían ser una revelación (pero no fue así, porque el presidente fue interrumpido a mitad de la oración). Hablando con el telón de fondo de la bandera estadounidense desde la Sala Diplomática de la Casa Blanca, el presidente dijo que era "estadísticamente imposible que él perdiera", calificando las elecciones de noviembre como un "desastre total", Trump se quejó de las máquinas de votación y las papeletas que llegaron la noche de las elecciones, pidiendo La Corte Suprema anuló la victoria de Biden. “Incluso lo que digo ahora será humillado y difamado”, predijo Donald Ibrahimovic, exponiendo sus afirmaciones, y no se equivocó. Porque el presentador de MSNBC, Brian Williams, interrumpió al presidente en ejercicio ya en el quinto minuto de su discurso con las palabras: "Estamos nuevamente en una posición inusual: no solo interrumpa al presidente de Estados Unidos, sino que también corríjalo". Y su colega, el presentador de la CNBC, Shepard Smith, resumió, o más bien algún manual de entrenamiento tácito, desconectando a Trump del aire un minuto después: "Lo que dice el presidente de los Estados Unidos es en gran parte completamente incorrecto".


Pero Trump no dijo nada especial. En sus, según The Guardian, "declaraciones largas, incoherentes y sin fundamento" de que el sistema electoral estadounidense "está bajo un ataque y asedio coordinados", Trump, hablando desde la Sala Diplomática, dijo que este "puede ser el discurso más importante que él alguna vez pronunció ”, y luego trató de demostrar que las elecciones fueron amañadas y que los resultados deberían revertirse en muchos estados donde el candidato demócrata Joe Biden obtuvo más votos. El titular pidió entonces a la Corte Suprema que interviniera. Trump ingenuo, ¡todavía creía en la Corte Suprema de Estados Unidos entonces!

Preste atención a la presentación del material. The Guardian parece estar citando a Trump, pero inmediatamente cuestiona lo que dijo. ¡Aquí es donde está enterrado el perro! Los medios democráticos inapropiados e incorruptibles, incluso cuando no son capaces de callar al presidente en ejercicio, sirven sus palabras desde un cierto ángulo, que debe formar el punto de vista del oyente / lector, mientras que el oyente / lector mismo permanece en completa confianza de que él mismo llegó a estas conclusiones sobre la base de información obtenida objetivamente. Pero tú y yo entendemos el nivel de esta objetividad. Se sabe que Trump ha informado repetidamente de fraudes, personas muertas votando, misteriosas anomalías en las máquinas de votación y supuesta manipulación de los votos demócratas en las grandes ciudades por parte de Joe Biden. Pero sabemos de esto, y los estadounidenses solo pueden adivinar.

Esta elección fue amañada, se quejó Trump en su discurso. "Todos saben eso. No me importa si pierdo las elecciones, pero quiero que las elecciones sean justas. Lo que no quiero es que me roben al pueblo estadounidense.

Unas horas después, el equipo de Trump anunció que el presidente había presentado otra demanda impugnando los resultados de las elecciones en Wisconsin. Trump está demandando personalmente al estado, incluida la Comisión Electoral de Wisconsin, ya los funcionarios por "acciones ilegales e inconstitucionales" durante el proceso electoral. La denuncia alega que los funcionarios estatales frustraron la elección al ignorar "las salvaguardias para evitar la falsificación de las papeletas de voto ausente". La demanda reitera muchas de las acusaciones de Trump contra las boletas enviadas por correo que ha realizado en otras demandas, como el fraude electoral y la falta de certificados de información de votantes.

Trump pronunció este discurso el día después de que el fiscal general de los Estados Unidos, Bill Barr, dijera que no había suficientes pruebas de fraude para refutar las elecciones de 2020. Este es otro funcionario de la comitiva de Trump que desertó al lado de los demócratas, sin siquiera esperar a que se anuncien los resultados finales de las elecciones. Pero fue su posición la que ayudó a los demócratas a legitimar las falsificaciones y hacer que este proceso sea irreversible. Y el ingenuo Trump todavía cree en la justicia de Themis, tratando de revisar y revertir los resultados electorales en estados vacilantes. Cuán decepcionado estará.

Mucha gente en los medios de comunicación e incluso los jueces todavía se niegan a aceptar esto, dice el presidente estadounidense. “Saben que es verdad. Saben que está ahí. Saben quién ganó las elecciones. Pero se niegan a decir: tienes razón. Nuestro país necesita que alguien diga que tienes razón ". Trump "espera" que la Corte Suprema de Estados Unidos "vea esto" y "haga lo que es correcto para nuestro país". “No se trata solo de rendir homenaje a los 74 millones de estadounidenses que votaron por mí”, dijo Trump. - El caso es que los estadounidenses pueden creer en estas elecciones. Y en todas las próximas elecciones.

Pero esto, lo más importante, como dijo Trump, su discurso de 46 minutos nunca estuvo destinado a ser visto y escuchado por los votantes estadounidenses. Fue cortado del aire durante la transmisión por algunos de los medios más aislados y democráticos del mundo: NBC, ABC, CBS y USA Today. ¿De qué otra manera transmitir al votante estadounidense que su elección fue manipulada? Si el actual presidente de los Estados Unidos no tiene éxito en esto, entonces, ¿quién más podrá luchar contra la oposición democrática sedienta de venganza, que perdió sus últimas elecciones y no tiene la intención de repetir el fracaso de hace 4 años en la actual campaña electoral? Solo quiero decir: "¿Y esta gente nos prohíbe hurgarnos la nariz?" Incluso antes no tenían ningún derecho moral a enseñarnos cómo vivir y cómo llevar a cabo nuestras elecciones, ¡y ahora aún más! Que les enseñen esto a sus nativos en los territorios bajo su control en sus repúblicas bananeras (cannabis) de ultramar.

YouTube, Facebook y Twitter contra


Pero la televisión no se limitó a. La última vez que los demócratas perdieron ante Trump no fue la televisión y los medios impresos, que ya eran para ellos. Luego cedieron a Trump la lucha por el cerebro de los ciudadanos en el espacio virtual, cuya importancia se subestimó. Ahora tomaron en cuenta sus errores pasados ​​y cortaron fuertemente el oxígeno a Trump en Internet, ya que todos esos tuits de YouTube, Facebook, Google y otros estaban de su lado.

YouTube, que aloja videos, dijo que eliminará cualquier material que alegue que las elecciones presidenciales de Estados Unidos fueron manipuladas. Y cumplió su promesa. Se han prohibido miles de canales en todo el mundo. Las redes sociales también le han declarado la guerra al presidente. Twitter no solo dejó de transmitir el discurso de Trump, sino que también comenzó a marcar los tuits del actual presidente de América, publicados después de la jornada electoral, con una placa de “engañosa”, que cubría por completo el texto del autor. Facebook y TikTok comenzaron a bloquear hashtags "que difunden información falsa sobre fraude electoral" y acompañan a todos los materiales controvertidos sobre las elecciones estadounidenses con una nota de que "el material contiene información incorrecta".

Pero incluso esto no fue suficiente para ellos. Era necesario privar no solo a Trump del acceso a Internet, sino también a su potencial votante del acceso a información confiable. ¡Y lo hicieron! ¿Cómo? ¡Fácil!

Si, por el bien de su interés, intenta buscar en Google alguna información en el cuadro de búsqueda de Google, por ejemplo, "la demanda del Fiscal General de Texas en las Fuerzas Armadas de EE. UU.", El motor de búsqueda le dará en la primera página de los resultados de la búsqueda una cantidad de Noticias, donde esta frase se repite más veces. Y estará completamente seguro de que la máquina lo hizo de manera arbitraria, confiando únicamente en la frecuencia con la que menciona las palabras clave solicitadas. ¡Pero este no es el caso! Puede encontrar fácilmente la diferencia haciendo una solicitud similar, por ejemplo, en Yandex. En la primera página del número, el coche te dará noticias completamente diferentes. Además, otros con político puntos de vista. Y el punto no es tanto que los diferentes motores de búsqueda (Google y Yandex) clasifiquen las noticias en los resultados de búsqueda de maneras completamente diferentes, sino que la configuración de búsqueda no fue establecida por una máquina, sino que fue escrita manualmente por los desarrolladores. Incluso en la versión en ruso de Google, el motor de búsqueda, por alguna razón, coloca noticias políticamente correctas de los canales liberales rusos, como medusas, lluvia, RBK, comerciante, BBC, dw (ola alemana) en la primera página de los resultados de búsqueda, o medios ucranianos sin fines de lucro con el feed adecuado. material. En Yandex, la imagen es completamente opuesta. Al mismo tiempo, el lector confía plenamente en que él mismo eligió la información y realizó una imagen objetiva de ella. El lector estadounidense ni siquiera se da cuenta de que no conoce ni la mitad de la verdad. Ni siquiera hablo de los que no se interesan para nada en la política ni obtienen información de la televisión, ya son víctimas de los medios liberales con el cerebro en camino.

Estado profundo versus


El hecho de que Trump y los republicanos consagrados por su carisma ganaran las elecciones, a pesar de la covid y su negativa. económico las consecuencias son obvias no solo para el presidente de los Estados Unidos, sino también para todas las personas que pueden pensar con sus propias cabezas. Esto lo notó, en particular, la influyente senadora republicana Lindsay Graham, que fue reelegida al Senado por Carolina del Sur con una gran mayoría de votos. Esto simplemente no puede ser, le dijo a Fox News, que el partido logre un gran éxito en las elecciones a la Cámara, mantenga el control del Senado y de todas las legislaturas estatales donde dominó, agregando tres más, pero perdiendo las elecciones presidenciales. ... Graham le deseó valor a Trump y envió un cheque por medio millón de dólares para honorarios legales con el fin de proteger la elección del fraude.

Ya se sabe y se establece que cerca de 2 millones de votantes inexistentes participaron en las elecciones presidenciales, y hubo una falsificación masiva en al menos cinco estados clave para su resultado. Un estudio realizado por observadores judiciales antes de las elecciones mostró que solo 29 estados tenían 1,8 millones más de votantes de lo que mostraban sus registros demográficos. Cementerios enteros votaron por los demócratas, encabezados por un ciudadano nacido en 1823. Prosperando, como en las elecciones anteriores, los "carruseles electorales", cuando las mismas personas por dinero votaban en dos, tres o más colegios electorales. Lo que sucedió en aquellos donde se postularon los demócratas es un gran secreto. Aunque, a juzgar por el hecho de que los acercamientos a ellos para los observadores estaban bloqueados, como, por ejemplo, en Filadelfia (Pensilvania), y las cámaras que monitoreaban el trabajo del personal, estuvieron apagadas durante mucho tiempo, como en Arizona, se puede suponer lo que allí estaba pasando. Quienes se mudaron de un estado a otro votaron inmediatamente aquí y allá, incluso por correo, y, naturalmente, por los demócratas. Los formularios de pedidos por correo se emitieron con un amplio margen y el partido que se basó en la falsificación de las elecciones aprovechó al máximo esto.

El fraude postal es una historia aparte. Existe amplia evidencia de que en los estados de Michigan y Wisconsin, a los trabajadores postales se les ordenó sellar las boletas enviadas el 4 de noviembre con la fecha anterior (en este punto ya estaba claro cómo votaron y cuál debería ser la boleta electoral) o completar las boletas por correo para los votantes. Todo esto se hizo en interés de los demócratas.

Esto explica los informes de los medios de comunicación de que la oficina de correos supuestamente "perdió" cientos de miles de boletas al principio y luego las "encontró". Por cierto, en uno de estos estados, donde Trump derrotó a Biden, mientras que la votación fue relativamente justa, el 89% de los votantes registrados votaron, lo que es casi imposible. En el promedio nacional, esta cifra fue de alrededor del 70%, y este fue un récord inaudito.

Además, resultó que el software de las máquinas de votación en los estados con más falsificaciones pertenecía a una empresa asociada al Partido Demócrata. Por lo tanto, en el momento adecuado, generalmente por la noche, "falló" a favor de los demócratas, proporcionándoles cientos de miles de votos falsos; este fue el caso en Wisconsin, Georgia y otros estados. Cuando Georgia contó manualmente la cantidad de votos en un distrito que era republicano pero de repente se volvió democrático, resultó que el 59% votó por Trump y el 41% por Biden. En todo este estado, que debería haber ido a Trump con un margen, pero terminó por detrás de Biden por un escaso margen, el recuento continuó hasta finales de noviembre, como resultado, Biden ganó de todos modos (¡quién lo dudaría!).

¿Qué sigue de esto? Primero, Biden se vio obligado a ganar de forma criminal, el verdadero ganador es Trump, que no se cansa de repetir esto. Sus votantes también son conscientes de esto, y están enfurecidos porque su victoria les fue robada con tanta imprudencia. Muchos de ellos apenas conocieron a los partidarios de Biden antes de las elecciones, y después de las elecciones resultó que sus ciudades y todos los distritos simplemente estaban abarrotados de ellos.

En segundo lugar, la democracia en los Estados Unidos terminará si los demócratas logran robar las elecciones, porque entonces esto tecnología se utilizará indefinidamente y la ventana de la libertad, ya reducida al día de la votación una vez cada 4 años, finalmente se cerrará.

En tercer lugarEstados Unidos parece estar convirtiéndose en un país, de los que hay muchos, donde las autoridades pueden en adelante "extraerse" cualquier resultado de la voluntad popular que les sea querida, por lo que de nada servirá acudir a las urnas. Antes de las últimas elecciones en Estados Unidos, todo era más o menos justo. Y ahora la "democracia colonial" está llegando a los Estados Unidos.

De esto puedes hacer четвертый conclusión y lo más importante. El poder de último recurso en Estados Unidos no fue la administración del presidente Trump, que en toda esta sucia historia se parecía a la oposición, sino el mismísimo Estado Profundo. Seudoliberales e izquierdistas nos gritaban y nos avergonzaban que se trataba de "teorías de la conspiración", que en realidad no había nada de eso. Sin embargo, existe. En un momento difícil para su existencia, que de ninguna manera impidió un segundo mandato para Trump, este monstruo del globalismo salió de las sombras y, escupiendo cualquier democracia, entregó la "victoria" en las elecciones a Sleepy Joe. Después de todo, solo el Estado Profundo con sus colosales recursos podría tener éxito en tal falsificación sistémica, desacreditando las elecciones mismas.

De lo que sigue quinto Conclusión - El presidente Trump y su administración, que son el poder oficial en los Estados Unidos, se han convertido en víctimas de un golpe de Estado por parte del gobierno no oficial, que opera por encima de las diferencias de partido y otras, teniendo sus adherentes y simpatizantes en ambos partidos, a nivel estatal, además de un fuerte apoyo debido a frontera. Este es el poder de los globalistas que no quieren perder a los Estados Unidos y están dispuestos a sacrificar los intereses nacionales del país por los suyos, utilizando para ello tanto los medios externos detrás de escena como los corruptos medios liberales que moldean la opinión pública de la manera que necesitan. Ahora, quién será el presidente de los Estados Unidos no lo decide el pueblo, ni siquiera la Corte Suprema, sino los medios de comunicación; quien sea que sea nombrado, lo será.

Cómo termina todo, lo sabremos el 6 de enero en la sesión del Congreso de Estados Unidos, donde en una reunión conjunta de la Cámara de Representantes y el Senado se aprobarán los resultados de la votación del Colegio Electoral realizada el 14 de diciembre (donde Joe Biden obtuvo 306 votos contra 232). El precedente en que el Congreso no aprobó la votación del colegio electoral fue en 1876. Las posibilidades de que esto vuelva a suceder ahora son mínimas, dado que los demócratas tienen mayoría en la cámara baja, y la votación sobre el no reconocimiento de los resultados electorales se realiza por separado, es decir. la cámara baja siempre puede bloquear una decisión positiva, incluso si el Senado da el visto bueno.
Anuncio
La publicación busca autores en los departamentos de noticias y análisis. Requisitos para los solicitantes: alfabetización, responsabilidad, eficiencia, energía creativa inagotable, experiencia en redacción de textos publicitarios o periodismo, la capacidad de analizar rápidamente texto y verificar hechos, escribir de manera concisa e interesante sobre temas políticos y económicos. El trabajo está pagado. Contacto: [email protected]
8 comentarios
información
Estimado lector, para dejar comentarios sobre la publicación, usted debe login.
  1. Bulanov Офлайн Bulanov
    Bulanov (Vladimir) 24 diciembre 2020 09: 33
    +2
    Se sabe que Trump ha informado repetidamente de fraude, votando a personas muertas

    Hollywood ha mostrado tan a menudo la intervención de zombis y muertos en la vida de los Estados Unidos que finalmente se convirtió en un hecho consumado. Todo el presidente de Estados Unidos está hablando de esto.
    1. Monster_Fat Офлайн Monster_Fat
      Monster_Fat (Cual es la diferencia) 24 diciembre 2020 09: 51
      -1
      De hecho, no hay por qué sorprenderse por la pérdida de Trump: en los círculos políticos de los EE. UU. Creen que si tienes los medios y los bancos en tus manos, entonces, en general, puedes apostar por todo y por todos, porque esto es poder real. Trump carece de todo esto y estaba condenado al fracaso. Escribí anteriormente que la victoria de Trump fue inesperada para el "estado profundo" de los banuirs y magnates de los medios, quienes ya creían que la victoria estaba en su bolsillo y perdieron el control del proceso de conteo, pero la próxima vez, no volverán a cometer tal error. Y así sucedió.
      1. Bulanov Офлайн Bulanov
        Bulanov (Vladimir) 24 diciembre 2020 10: 00
        +1
        ¿Resulta que el lema de Lenin sobre la incautación del correo y el telégrafo ahora puede corregirse con la consigna sobre la incautación de los medios y los bancos? Está orgulloso de la Gran Revolución Hacker. "¡Hackers de todos los países ...!" - parafraseando al líder de la Revolución Mundial ...
        1. Monster_Fat Офлайн Monster_Fat
          Monster_Fat (Cual es la diferencia) 24 diciembre 2020 10: 02
          +1
          Y así es, de hecho, por eso el "estado profundo" está tan preocupado por los ataques de piratas informáticos y la caza de piratas informáticos serios en todo el mundo.
          1. Bulanov Офлайн Bulanov
            Bulanov (Vladimir) 24 diciembre 2020 10: 06
            +1
            Bien, si a principios del siglo XX a los marxistas se les llamaba convencionalmente hackers, entonces, ¿quién representaba exactamente el "estado profundo"?
            1. Monster_Fat Офлайн Monster_Fat
              Monster_Fat (Cual es la diferencia) 24 diciembre 2020 11: 20
              0
              Aquellos que todavía se llaman banqueros, oligarcas industriales, propietarios de medios, terratenientes, etc., bolsas de dinero, luego usaron el movimiento marxista para derrocar a las autocracias y reemplazarlas por democracias-parlamentos controlados, donde solo estarían representados los intereses de estos grupos. Nada ha cambiado ahora. Básicamente, todo esto se hizo y se está haciendo en interés de la capital judía: familias individuales. Es solo que ahora hay menos de ellos que entonces, los competidores fueron destruidos. Mire la buena película histórica "El juicio final" con Christopher Lambert, que muestra claramente lo que es el "Estado profundo".
              1. Desigual Офлайн Desigual
                Desigual (VADIM STOLBOV) 25 diciembre 2020 19: 07
                -1
                Si hablamos de Rusia, entonces todo fue todo lo contrario: fueron los marxistas quienes libraron al país de los "demócratas" de Kerensky que habían sido encarcelados por Occidente. En la actualidad, los "Kerens" pro occidentales se han vengado bajo la bandera de Vlasov en Rusia.
  2. Sergey Latyshev Офлайн Sergey Latyshev
    Sergey Latyshev (Sarga) 24 diciembre 2020 14: 12
    +1
    Con nosotros es diferente. 130 y 99,9% de los votos, y sin duda alguna.
    Envidia, Baydan.