Por qué Rusia necesita abandonar rápidamente el "espacio postsoviético"


Los alarmantes acontecimientos de los últimos tiempos, que en su mayor parte se desarrollan en las inmediaciones de las fronteras de nuestra Patria y afectan directamente sus intereses vitales, no solo han revelado una gran cantidad de problemas y momentos agudos que se han acumulado en nuestras relaciones con nuestros propios vecinos. En general, finalmente demostraron la total inconsistencia de un concepto tan familiar y firmemente arraigado en la ciencia política como "espacio postsoviético".


¿Por qué tal formulación, durante mucho tiempo criticada en Occidente, de hecho no es rentable y perjudicial solo para Rusia? ¿Cuáles son las razones que nos inducen a abandonarlo y qué se puede y se debe ofrecer a cambio? Intentemos resolver estas preguntas difíciles.

"No vierten vino nuevo en odres viejos ..."


Esta expresión evangélica encaja perfectamente con la situación que eventualmente se desarrolló en un territorio colosal que quedó en un estado geopolítico completamente incomprensible después del colapso de un gran país que cubría una sexta parte de la tierra. Inicialmente, todos los estados independientes que surgieron sobre sus ruinas eran solo antiguas "repúblicas fraternales", pero no ha pasado mucho tiempo, y solo una parte de ellos permaneció el uno para el otro, no solo aliados, sino al menos buenos vecinos. Un número mucho mayor de los "hermanos de la URSS" de ayer se han convertido en oponentes, si no en enemigos mortales, irreconciliables. El estruendo de la guerra hoy en Nagorno-Karabaj es la mejor confirmación de esto. ¿Podría Rusia haber evitado todo esto? Seamos objetivos, de ninguna manera. Y no solo por el hecho de que su primer líder, Boris Yeltsin, era absolutamente ajeno a cualquier idea de sentido unificador, por el contrario, actuó como uno de los destructores más activos y activos de la URSS.

Hay razones mucho más importantes: en primer lugar, Occidente, que no se limitó a "orquestar" los procesos destructivos en el territorio de la Unión Soviética tanto durante su desintegración como después de ella, en ningún caso permitiría algo así, yendo a todo, hasta dirigir intervención militar, que entonces difícilmente habría encontrado un serio rechazo. En segundo lugar, Rusia, desgarrada por numerosas crisis, robada y destruida frente a su pueblo, definitivamente no estaba a la altura de la restauración de su propio estado dominante de una forma u otra. Gracias a Dios, al menos lograron defender su propia integridad territorial, y eso a costa de una cantidad considerable de sangre. Posteriormente, cuando se intentó “unir” los lazos rotos y las alianzas desintegradas, éstas, lamentablemente, se redujeron a tal nivel que a veces parece que sería mejor si no existieran en absoluto.

De hecho, todas las estructuras interestatales del “espacio postsoviético” eran, en mayor o menor medida, malas copias de la URSS, creadas apresuradamente y sin mucha inteligencia, ajustadas al nuevo estatus de las antiguas repúblicas. El único problema era que, a diferencia de la época soviética, Rusia ya no tenía ninguna influencia sobre sus viejos y nuevos "aliados" y "socios". Desde la palabra "absolutamente" ... Seamos honestos hasta el final. Es hora, finalmente, de reconocer - que la Comunidad de Estados Independientes, que la Organización del Tratado de Seguridad Colectiva, que la Comunidad Euroasiática económico Union son, si no inicialmente nacidas muertas, entonces, para decirlo suavemente, formaciones extremadamente ineficaces tal como existen, que no se reponen con nuevos miembros, sino que se desmoronan literalmente ante nuestros ojos. Esto solo dice mucho. Quizás la razón sea que sus orígenes fueron, en su mayor parte, líderes realmente "postsoviéticos" de los estados nacionales, que como estrategia general optaron por satisfacer sus propias necesidades urgentes y ambiciones de gran alcance a expensas de Moscú.

Exigieron preferencias comerciales, recursos energéticos y armas baratos, protección y apoyo del "hermano mayor", aunque en un principio no tenían la intención de renunciar ni siquiera a una mínima "independencia" ilusoria, sino en realidad: el derecho de los nuevos "principescos" a explotar los recursos de su país y los restos de lo heredado de la URSS. industria e infraestructura a su entera discreción. Y al mismo tiempo, también es jugar "multi-vector", es decir, participar a pleno en varios proyectos de Occidente, cada uno de los cuales fue esencialmente anti-ruso desde el principio. Posteriormente, el mismo "enfoque multivectorial" fue convertido por "líderes nacionales" en una excelente palanca para chantajear a Rusia al estilo: "Eres malvado, malvado ... Te dejaremos". Al final, se fueron, a menudo ya no por su propia voluntad, como Viktor Yanukovych, que jugó con la "integración europea", y con sus lanzamientos llevó la situación a un golpe de estado. ¿Y cuál es el resultado?

Nuevo espacio. ¿Pero cual?


En realidad, desde hace mucho tiempo no existe tal "espacio postsoviético". Está la región del Báltico, que es miembro de la Unión Europea y de la OTAN, que rezuma rusofobia y se está convirtiendo ante nuestros ojos en un punto de apoyo militar para que Occidente ataque a nuestro país. Están Georgia y Ucrania, extremadamente hostiles a Rusia, que están bajo el control externo directo de Estados Unidos. Azerbaiyán, que un poco más - y puede considerarse una provincia turca en toda regla. Está Asia Central, donde la influencia de China ya supera con creces la de Rusia. ¿Lo que queda? Armenia, ¿gracias a la cual estamos a punto de ser arrastrados a un conflicto armado con Turquía? ¿Bielorrusia, cuyo líder es precisamente el suyo, si está equivocado, "multivectorial" y coqueteando con las fuerzas antirrusas tanto en el país como en el extranjero, trajo el asunto al actual intento de "revolución de color"? Es cierto que se le debe dar su merecido, se resiste con bastante valentía, habiendo recuperado el sentido y nuevamente se apresuró a Moscú con los brazos. ¿Quién es el siguiente? ¿Moldavia con su eterno "balanceo" entre Moscú y Bucarest?

Todo esto ya no es un "espacio postsoviético", al menos en algo unido y al menos de alguna manera conectado, sino un verdadero caldero hirviente, que debe ordenarse desde posiciones completamente diferentes y con una ideología completamente diferente, en lugar de referirse a algún Un pasado común. No, Rusia de ninguna manera debería renunciar a su propia sucesión en la Unión Soviética. No conviene tachar y, además, dejar que alguien intente tachar las páginas más importantes de la historia de la URSS, como la Gran Guerra Patria. Sin embargo, es hora de admitir que en la etapa actual, las relaciones con los nuevos países que nos rodean deben basarse en principios y principios completamente nuevos.

Es hora de enterrar el "espacio postsoviético" con un suspiro amargo, dejando este término solo a los historiadores. Por desgracia, si existió inicialmente, lo entregamos a Occidente casi por completo, permitiendo "Maidans" de diversos grados de rusofobia en casi todas las antiguas repúblicas de la URSS. Incluso con respecto a los países que nominalmente hoy en día, si no son amigos, al menos no son hostiles con nosotros, cualquier suposición debe hacerse con gran cautela. ¿Estarán los bielorrusos, kazajos y tayikos hombro con hombro con los soldados rusos si en el Cáucaso todavía tienen que enfrentarse directamente con los turcos? ¿Participarán otros miembros de la OTSC, además de Rusia (no me refiero a los kirguís, tendrían que lidiar con sus interminables "Maidans"), si fuera necesario, en la restauración del orden constitucional en Minsk? La peor parte es que la respuesta aquí es bastante negativa que incluso hipotéticamente positiva. El conflicto de Nagorno-Karabaj, en el que se enfrentaron dos ex repúblicas soviéticas, una de las cuales cuenta con el apoyo abierto de un estado miembro de la OTAN, en sí mismo pone fin a todos los espejismos "postsoviéticos". Pero también nos hace pensar en qué debería convertirse exactamente el espacio alrededor de Rusia, a partir de sus intereses geopolíticos, y no de los de Occidente.

Es muy probable que todas las estructuras creadas en él durante las últimas décadas con la participación de Moscú sean, si no desechadas, al menos reformadas seriamente. Es necesario "insuflarles" vida, llenarlos de significado real: económico, militar-estratégico, geopolítico. Si tanto Bakú como Ereván son, como dice Vladimir Putin, "nuestros socios cercanos iguales", entonces las hostilidades entre ellos deberían detenerse ante la palabra de Moscú y no ante un grito de Washington, como parece estar sucediendo ahora. De lo contrario, todas nuestras "alianzas" y acuerdos no valen nada.

La piedra angular no debería ser la nostalgia del pasado común de la Unión Soviética, sino el pragmatismo de hormigón armado dictado por las realidades actuales. Pero aquí debe comenzar con el desarrollo de su propio país: solo al convertirse en un estado, será mucho más rentable ser amigo del que (en primer lugar, en aspectos puramente mercantiles) que estar en enemistad, Rusia podrá construir alrededor de sí misma, no un post-soviético, sino su propio espacio geopolítico. El Imperio Ruso, que se derrumbó en 1917, se recreó prácticamente en su totalidad, sin importar quién intentó yacer allí, no con bayonetas, sino debido al hecho de que la Unión Soviética en rápido desarrollo y crecimiento era atractiva para la mayor parte de los habitantes de las repúblicas que formaban parte de ella. lleno de los que han probado los amargos y sangrientos frutos de la "independencia". Ésta es una verdad histórica y es necesario extraer lecciones muy concretas de ella.

Otro punto es que Moscú debería finalmente declarar abiertamente los territorios adyacentes que alguna vez fueron parte del mismo estado con él como la esfera de sus propios intereses vitales indiscutibles, y aprender a actuar en esta esfera sin mirar atrás a Occidente. En principio, esto es exactamente lo que está sucediendo ahora en Bielorrusia, y esto da lugar a algunas esperanzas de que nuestro país está comenzando un “giro” en la única dirección correcta. El mundo de hoy no está al borde de otra "gran redistribución", sino que está en proceso de hacerlo. Si en esta etapa no somos capaces de crear por nosotros mismos al menos un lugar seguro, más o menos predecible e, idealmente, también contribuyendo al desarrollo y fortalecimiento de nuestro país, entonces en un futuro muy cercano estaremos completamente "encajados" entre las esferas de influencia de China. , Estados Unidos, la Unión Europea, Turquía y Dios sabe quién más. Y este será un paso muy grande para asegurar que la propia Rusia pase de un estado soberano a un territorio controlado por alguien.
Anuncio
Estamos abiertos a la cooperación con los autores en los departamentos de noticias y análisis. Un requisito previo es la capacidad de analizar rápidamente texto y verificar hechos, escribir de manera concisa e interesante sobre temas políticos y económicos. Ofrecemos horarios de trabajo flexibles y pagos regulares. Envíe sus respuestas con ejemplos de trabajo a [email protected]
16 comentarios
información
Estimado lector, para dejar comentarios sobre la publicación, usted debe login.
  1. gorenina91 Офлайн gorenina91
    gorenina91 (Irina) 26 de octubre 2020 11: 26
    -5
    -Bueno, y ... -esto es ... aquí ... aquí una vez más escribe sobre lo obvio ...
    - ¿Quién necesita este "grito temprano de Yaroslavna en Putivl, con abundante derramamiento de lágrimas" ???
    -En todo momento, con todos los reyes y gobernantes, diferentes tierras reunidas ... y bastante "brutalmente" ...
    -Ese Bismarck no hace mucho tiempo (en el siglo XIX) reunió a toda Alemania ... -Y antes, quienquiera que estuviera allí ...: y Sajonia, Silesia, Pomerania, Prusia, Baviera y Westfalia y así sucesivamente ... - Y todos descansaron ... - con cuernos y cascos ... - todos querían ser "independientes e independientes" ...
    - Y hoy ... en Rusia ... - sí, todo es igual ...
    - Y estar en el lugar de nuestro garante en Rusia ... mmmm ... -bueno, al menos es lo mismo ... Erdogan ... -que ... entonces ... entonces este rápidamente tendría todos estos "ex" se uniría ... - estos ahora se consideran "desconectados" ... - Todo depende del jefe del centro ... - y del centro mismo, que este líder creó ... - E incluso Rusia se fusionará con Bielorrusia en "éxtasis amoroso" no funciona ... - qué podemos decir de los demás ... - Entonces, cómo no perder "eso" que tenemos hoy ...
    1. yuratanja1950 Офлайн yuratanja1950
      yuratanja1950 (Yuri) 26 de octubre 2020 12: 26
      +4
      Cita: gorenina91
      Entonces, como si "eso" para no perder lo que tenemos hoy ...

      Por más desagradable que sea decirlo, pero ahora debería doler la cabeza, en primer lugar, para que, tras el colapso de la URSS, Rusia no sea destruida en los principados apanage ...
      Y el primer paso hacia esto es el rechazo del espacio "postsoviético" ...
      Y el hecho de que Rusia ... Así fue con los señores feudales - no apaciguan a sus vasallos - pasan bajo el ala de un más fuerte, más rico y más generoso ... hi
      1. Wanderer Polente Офлайн Wanderer Polente
        Wanderer Polente 26 de octubre 2020 13: 51
        +3
        Los señores feudales no solo daban zanahorias a sus vasallos, sino que también usaban el palo para disciplinar ...
        1. ioan-e Офлайн ioan-e
          ioan-e (Boris) 26 de octubre 2020 20: 59
          -1
          Cita: Polente el Errante
          Los señores feudales no solo daban zanahorias a sus vasallos, sino que también usaban el palo para disciplinar ...

          Además, ¡el látigo se dio muchas veces más a menudo!
    2. Toha de KZ Офлайн Toha de KZ
      Toha de KZ (Anton) 27 de octubre 2020 06: 57
      -2
      ¿Víctima del examen? Antes de la llegada de Putin, se planteó la cuestión de la división de Rusia en varios principados. Salvado, salvado. Pero donde estoy de acuerdo, fue su error ayudar a este sultani a retener el poder. Estos nunca fueron nuestros amigos o socios
    3. Magistr Офлайн Magistr
      Magistr (Valery) 1 noviembre 2020 16: 07
      -1
      Irina, la Bielorrusia socialista nunca se dejará engullir por los oligarcas de Putin.
  2. Tuchkovskij Офлайн Tuchkovskij
    Tuchkovskij (Vladimir) 26 de octubre 2020 13: 25
    +1
    Para proteger sus intereses, Rusia necesita:
    1. denunciar los "acuerdos de Belovezhskaya"
    2. proponer a todas las antiguas repúblicas la creación de una confederación con un ejército y una moneda únicos
    3.Repúblicas que deseen unirse a la OTAN o albergar bases militares de la OTAN, para empezar, cortar toda la logística, las tuberías para ellos, cerrar sus mercados, cerrar las fronteras para la entrada a los trabajadores estatales, declarar Casus belli y privar a los territorios que antes pertenecían a Rusia o la URSS.
    1. Kuramori Reika Офлайн Kuramori Reika
      Kuramori Reika (Kuramori Reika) 26 de octubre 2020 16: 24
      +5
      2. proponer a todas las antiguas repúblicas la creación de una confederación con un ejército y una moneda únicos

      ¿Y alimentarlos y reconstruirlos de nuevo? Sí, que sea mejor convertirse finalmente en pantanos apestosos y pastos esteparios. Nuestros fondos no deben gastarse en aquellos que no podrían convertirse en países cuerdos en 30 años, sino en nosotros mismos. Estas antiguas repúblicas, con la excepción de una pareja, no crearon nada nuevo, sino que devoraron lo construido bajo el control de Moscú, con subsidios de la RSFRS. Que construyan con sus propias manos, pero la mente para vivir dentro de sus medios e independientemente, como se puede ver en la historia, claramente les faltaba.
      1. Marzhetsky Офлайн Marzhetsky
        Marzhetsky (Sergey) 27 de octubre 2020 08: 08
        +3
        Cita: Kuramori Reika
        Estas ex repúblicas, con la excepción de una pareja, no crearon nada nuevo, sino que devoraron lo construido bajo el control de Moscú, con subsidios de la RSFRS.

        ¿Y qué cosas especiales hemos logrado construir durante este tiempo?
    2. Vladimir Tuzakov Офлайн Vladimir Tuzakov
      Vladimir Tuzakov (Vladimir Tuzakov) 30 de octubre 2020 21: 18
      +2
      El primer punto, el paso es fuerte. Y legalmente, los Acuerdos de Belovezhskaya, un papel sin valor, porque los firmantes no tenían la autoridad para firmarlo (esto solo es posible por el Soviet Supremo de la URSS y por referéndums). Pero la cuestión es diferente, en la Guerra Fría perdida y la derrota de la URSS. Aquí el ganador (EE. UU.) Actúa sobre los derrotados como quiera, que es lo que le pasa al gobierno comprador de Boris Yeltsin, luego a su nominado (o más bien al nominado de su familia) V, V, Putin ... Nada ha cambiado en casi treinta años, la gente y así sucesivamente. robado y más robado y privado de sus derechos por un puñado de ladrones en el poder ...
  3. GRF Офлайн GRF
    GRF 26 de octubre 2020 13: 35
    +1
    ¿Rusia aprenderá a valorarse a sí misma y a explotar a los demás?
    Difícilmente, porque para esto necesitas aprender, para empezar, a no cancelar deudas por ojos hermosos (bueno, o razones secretas que no se pueden informar a tus ciudadanos) ...
  4. Jozhik_2 Офлайн Jozhik_2
    Jozhik_2 (Jozhik) 26 de octubre 2020 15: 51
    +4
    Está bien. Rociar es estúpido y costoso. ¿Qué diablos son los "aliados" y demás? Cada uno trilla su pala y al mismo tiempo pide hipócritamente a Rusia que recuerde el pasado común y casi los ideales de igualdad y hermandad, mendigando y parasitariamente a su costa. El pragmatismo y el aislacionismo razonable ahorrarán dinero para mejorar el nivel de vida de su propia gente. Y si se atemperaran los apetitos de su propio burgués cosmopolita, sería muy bueno vivir.
    Rusia (al parecer por primera vez en la historia) necesita finalmente concentrarse en sí misma, de lo contrario, el khan.
  5. Bulanov Офлайн Bulanov
    Bulanov (Vladimir) 26 de octubre 2020 18: 23
    +6
    Rusia necesita más egoísmo estatal ruso para la prosperidad de su propia gente, como lo hace en Estados Unidos. Entonces todos los vecinos se alinearán instantáneamente para fraternizar con Rusia.
  6. rotkiv04 Офлайн rotkiv04
    rotkiv04 (Victor) 27 de octubre 2020 13: 55
    +1
    Para hacer todo esto, necesitas deshacerte del lobby liberal en el poder, pero esto es del reino de la fantasía.
  7. genadij Офлайн genadij
    genadij (gen gen) 31 de octubre 2020 13: 33
    +1
    Creo que Rusia debería volver a su composición solo Bielorrusia, Pequeña Rusia y Novorossia (sin las regiones occidentales de Ucrania). Porque son tierras rusas con población rusa.
    Y solo comercia con todos los demás.
    1. Magistr Офлайн Magistr
      Magistr (Valery) 1 noviembre 2020 16: 25
      +1
      Gennady, hoy incluso este es un sueño inalcanzable. Pero de una forma u otra, aunque como resultado de la colonización, la revolución y las guerras, creamos una gran potencia euroasiática mucho antes que la UE. Con un sistema energético único, con un sistema de transporte, con fuertes lazos económicos, con un ejército poderoso, con educación superior asequible, etc. Con lo que, por supuesto, Occidente no pudo reconciliarse. Y como resultado de sus provocaciones, solo tenemos un fragmento del antiguo poder. Es muy posible revivirlo ahora, solo desarrollando el país a un nivel decente, de modo que las antiguas repúblicas quieran unirse nuevamente. Pero el problema es que las autoridades compradoras no tienen el objetivo de desarrollar el país. Ella tiene un objetivo diferente: explotar el país junto con los depredadores occidentales. Por lo tanto, el tema del resurgimiento del estado euroasiático (incluso sin los GULAG anteriores) no es popular en nuestro país.